En no todos los casos la deportación de una persona de los Estados Unidos es la disposición conclusiva. Existen casos en los cuales la persona deportable puede evitar ser deportado optando por una o diferentes formas de exenciones.

A continuación te mostraremos las diferentes opciones que tienes si te encuentras o conoces a alguien que se encuentre bajo amenaza de deportación.

Llama hoy al (619)717-2233 para una consulta legal gratis.

Procedimientos para evitar ser deportado que puedes utilizar a tu defensa

Las exenciones se dividen regularmente en dos categorías principales: exención discrecional y exención administrativa/judicial.

  1. ¿Cómo evitar ser deportado bajo la extención discrecional?

Este tipo de exención está disponible cuando se están llevando a cabo los procedimientos de remoción. La persona debe demostrar que sus pruebas son elegibles para la exención bajo la ley como un ejercicio de la discreción del juez inmigratorio.

Suspensión de la deportación

Se encuentra disponible tanto para los permanentes residentes legales que califican para esta opción de exención como para los residentes no permanentes que también califiquen para esta opción de exención. Cuando se goza de este beneficio el estatus cambia de “próximo a deportación” a “legalmente admitido para una residencia permanente”. Para aplicar a la cancelación de la deportación se debe hacer durante el curso de la audiencia ante un juez inmigratorio.

Asilo

Para obtener el asilo el extranjero debe calificar como refugiado. En este caso la persona debe demostrar la imposibilidad de volver a su país por tema de persecución en el pasado o posible persecución en el futuro ya sea por motivos políticos, religiosos, de raza o de otra índole que atente contra su integridad física o mental. Para aplicar a este tipo de exención el extranjero debe llenar el formulario I-558 durante el primer año en el cuál arribe a los Estados Unidos.

Ajuste de estatus

En este caso de exención el estado del individuo pasa de no inmigrante temporal a residente permanente. En la mayoría de los casos los que califican para este tipo de ajuste de estatus son usualmente pedidos por un cónyuge, un miembro de su familia o una persona que les quiera dar trabajo o empleador

Existen excepciones a este caso como los extranjeros que hayan estado relacionados con actividades criminales en los Estados Unidos o que no salieron después de una concesión de salida voluntaria pudiendo no optar bajo ningún concepto a este cambio de estatus, no teniendo forma de evitar ser deportado.

Salida voluntaria

Este tipo de salida se ve como una exención de última petición. Permitiendo que el extranjero salga de los Estados Unidos sin una orden formal de deportación. Este individuo acepta que será deportado pero no tiene un obstáculo para optar por la admisión en un puerto de entrada en cualquier momento. Si este no cumple con su salida en un tiempo estipulado, recibirá una multa y un obstáculo de diez años para las formas de exención de la deportación.

  1. ¿Cómo evitar ser deportado bajo la extención judicial/administrativa?

Estas formas de exención están disponibles para un extranjero después que se hayan acabado las audiencias de remoción. Son muy similares a las apelaciones porque buscan remover o revocar una orden ya emitida por el juez de inmigración.

Apelaciones administrativas y revisión judicial

El consejo de Apelaciones Inmigratorias o Board of Immigration Appeals (BIA) es el ente al cuál se puede apelar cuando un extranjero o la oficina de seguridad nacional no están de acuerdo con la decisión de un juez inmigratorio para poder revocar la orden. El BIA es un cuerpo administrativo que se encarga de interpretar las leyes federales inmigratorias. Para poder hacer una apelación ante el BIA esta debe realizarse entre los primeros 30 días de la fecha en la que fue emitida por la corte.

La Corte Federal de Apelaciones tiene la autoridad de escuchar ciertas decisiones apeladas por la BIA, incluso si un extranjero no está de acuerdo con la apelación de la BIA este puede apelar también en las cortes federales, el proceso de emisión de una orden federal es complejo y es recomendable la consulta con un abogado migratorio para lograr el objetivo de evitar ser deportado.

Cancelar una deportación o parar una deportación

La cancelación de una deportación es un beneficio discrecional, para optar a esta se debe hacer una solicitud durante el curso de una audiencia de remoción ante un juez inmigratorio. Es una forma de perdón discrecional que permite cambiar el estatus de “próximo a deportación” a “legalmente admitido para una residencia permanente”.

Cancelar una deportación de un residente permanente

Para evitar ser deportado en el caso de un residente permanente, la cancelación puede ser dada en el caso de que cumpla con estos criterios:

  • No ha sido acusado de un delito agravado, este engloba en la ley migratoria una cierta cantidad de delitos como el tráfico de drogas o armas de fuego, asesinatos y violaciones.
  • Ha sido un residente permanente por al menos cinco años.
  • Ha vivido de manera continua por al menos 7 años antes de haber sido legalmente
Cancelar una deportación de un  residente temporal o no permanente

Para evitar ser deportado en el caso de un residente no permanente, la cancelación puede ser dada en el caso de que cumpla con estos criterios:

  • No haber sido acusado de una ofensa que lo haga removible como es el caso de condenas por delitos agravados, robos, secuestros.
  • Demostrar que su remoción traería dificultades excepcionales a sus familiares directos (conyugue, hijos o padres del extranjero) que tengan residencia permanente en los Estados Unidos o que sean ciudadanos.
  • Ha mantenido presencia física y continua en los Estados Unidos durante al menos diez años.
  • Ha sido una persona de buen carácter moral durante esos diez años.
Cancelar una deportación si eres víctima de violencia doméstica

Si has sufrido acoso o crueldad por parte de tu cónyuge o de uno de tus parientes directos que sea ciudadano de los Estados Unidos o residente permanente legal puedes llenar una solicitud para la cancelación de la remoción. Debes demostrar que:

  • Han mantenido presencia física en los Estados Unidos por al menos tres años.
  • Que la remoción resulte en dificultades extremas para ellos y para sus hijos.
  • Han tenido buen carácter moral.

Evitar ser deportado es posible siempre y cuando estemos bien asesorados al respecto, esperamos que esta guía te haya servido como ejemplo para poder lograr tu objetivo de permanencia en los Estados Unidos.